Select Page

TU CREADOR

Un niño tomado de la mano de su papa, caminaba descalzo por la playa y el oleaje bañaba sus pies.

El niño apenas puede caminar, no se da cuenta consciente de lo que pasa, pero capta todo y lo vive, como una planta que solo vive pero no piensa, siente pero no es consciente.

El alma del niño se llena del Amor de su papa y Amor de Dios, en su entorno armónico, belleza natural, capta el canto de las olas, de las aves y del viento.

Siente que la naturaleza lo acaricia, palpita su corazoncito muy rápido, influenciado por esas vivencias que lleva implícita la armonía, paz y tranquilidad.

No prisas, no malos recuerdos, ni conflictos con nada.

Es como la arena que se deja empapar por el agua, sin ninguna resistencia y se deja llevar por su papa, como una hoja por el viento.

¿ A donde va ? El niño no lo sabe, no es momento de hacer juicios, si es bueno o es malo, solo vive la experiencia.

Experiencias que van formando un sello de Amor, que en un futuro sera de suma importancia, cuando sea independiente, para entonces tendrá la decisión, si seguir dejándose empapar, pero a otro nivel.

ya no sera la vivencia por medio de los sentidos del cuerpo, sera por medio de los sentidos del espíritu.

El espíritu lo seguirá guiando, como con su papa de la mano, se enseñara a caminar a otro nivel y al dejarse ser llevado, experimentara la libertad y el gozo en el Amor, con la satisfacción del deber cumplido, señalado por Dios…

Su espíritu cantara alabanzas y se regocijara en la presencia de su creador, pero ahora con una mayor conciencia…

..

..

Translate »