Select Page

SOLDADO… ¿ DE QUIÉN ?

Image

Sed, tengo sed, una gota de agua que moje mi lengua y calme mis ansias.

La sequedad es característica de mi cuerpo, reseco por el sol.

Ya no puedo pasar saliva, el desierto es demasiado para mi, no soporto el azote del cansancio y la soledad.

Todo perdido, mi familia, mi trabajo, mis pertenencias, y muchas ilusiones.

Aquí, solamente parezco un palo reseco por el sol y cuarteado por el cansancio.

 Si no hubiera huido de la guerra, tal vez ya estaría muerto allá.

 Lo único que me trae paz, es no haber seguido colaborando con el crimen. Somos muchos inocentes, puestos unos contra otros, a la fuerza, todo por intereses económicos, intereses vanos…

Mi decisión al desertar de la guerra, me trae paz, pero no me quita la sed, el cansancio y el hambre que traigo.

 Los sentimientos de valor, en vez de ser para el crimen, hoy los dirijo a la huída, para recobrar la dignidad.

Los pensamientos de defensa contra el enemigo, hoy los centro en afrontar a los enemigos: cansancio, sed y hambre.

Hoy el valor de obediencia a la autoridad militar, lo dirijo a la obediencia, de la autoridad moral.

El valor al apego material, hoy lo dirijo al apego del valor espiritual.

Nunca quise ir a la guerra, a la fuerza me mandaron y por lo menos me vi obligado a defender mi persona, contra el enemigo.

Hoy no es posible conformarme en buscar mi vida cómoda anterior; hoy el azote de la realidad, me inconforma hasta lo más profundo de mí ser, ” ha tocado mi ‘yo’ más profundo “ y las necesidades profundas, sólo se remedian con respuestas muy profundas, hoy ya no puedo vivir como antes, necesito algo más trascendental…

Tengo Sed…

..

Translate »