MISTERIOS PROFUNDOS

Me llegaba la brisa del mar, cuando estaba parado sobre las rocas.

Sentía vida, movimiento y ese momento era para mí, un misterio que me tenía absorto ante tanta belleza.

Veía el agua transparente y sobre ésta, la espuma del mar, el agua saltaba sobre las rocas, cobijándolas de la vida que llevaba adentro, era como si esas rocas fueran mi corazón endurecido, pero acariciado por esas aguas de vida.

Día tras día, iba a ese lugar y así como el mosquito es atraído por la luz, así me sentí, atraído por ese misterio que envolvía mi alma.

En ese lugar sentía, que me empezaba a conectar con mi yo profundo, mi yo profundo como el mar, pues la vida me invitaba a conocerla y dejar en aquellas rocas mi corazón duro, para fundirme en un vaivén de las olas del mar, que a través de las corrientes de agua y movidas también por los vientos, me darían un nuevo aliento de vida, conociendo con profundidad sus misterios.

Me pregunté : ¿ Cuáles son esos misterios de vida que acarician mi corazón ?

De pronto una ola mas grande, me tumbó de la roca en que estaba parado, cayendo al agua, sin hacerme daño, ese fue el principio donde comencé a nadar en los misterios de Dios.

Para mí, algunos de los misterios de Dios son : Como es Dios más grande que el mar, pues no tiene ni principio ni fin; Como Dios hizo el universo de la nada; Como es Dios omnipresente y omnipotente; Como Dios distribuye los dones espirituales;  Como inspira la reflexión, cual es el origen de la armonía y la alegría, como Dios nos comparte  su amor y su gracia y  por qué dio la vida por mí.

Como al intentar corresponderle, una y otra vez, me trae una paz profunda…

Translate »