Inicio arrow ¿FANTASÍA O COMPROMISO?
domingo, 25 junio 2017
Menú Principal
Inicio
Contactanos
Principal
Indice
EL ESTUDIANTE
VERDAD Y CERTEZA
IMAGEN
SELLO VIVENCIAL
GUERRERO
LOCALIZACI?N
REGALOS
ENERGÍA Y PAZ
REGALO DEL CIELO
LLAMADO A SER
SABIA NATURALEZA
NIVELES DE VIDA INTERIOR
CRITERIOS
EL VALOR QUE DIOS LE DA
VIVIR CON SABIDURÍA
PAZ EN EL ALMA
VERDAD Y LIBERTAD
VIVIR Y MEDITAR
EL VALOR DE UNA SONRISA
SENDERO DE FELICIDAD
TESTIMONIO
MI APRECIABLE VIEJO
MISTERIO
ORIGINALIDAD
¿DESTINO O CONVERSI?N?
EL VERDADERO TESORO
SER LIBRES
RAYO TRASCENDENTAL
FLORECIMIENTO DE LA NAVIDAD
ARMONÍA
PREDISPOSICI?N
ACEPTARSE A SI MISMO
DIGNA LIBERTAD
DESTINO DEL HOMBRE
AMAR A BLANCO Y NEGRO
MIRANDO HACIA LA ETERNIDAD
VALORES
B?SQUEDA
MADUREZ
CAMINO DE SALVACI?N
CONFLICTO Y ENCUENTRO
LUCHA INTERNA
FORMACI?N ESPIRITUAL
EUTANASIA
COMPROMISO INTERIOR
ENIGMA
BELLA
COMO UNA FLOR
ILUSIONES DE UNA NOVIA
LA BELLA NOVIA
¿FANTASÍA O COMPROMISO?
EL VALOR DE UNA FLOR
UNA VIDA SENCILLA
ALGO SUBLIME
AMOR CONYUGAL
IDENTIFICACI?N
MATRIMONIO DE TRES
CARTA DE AMOR
ESPÍRITU DE NI?O
RECUERDOS
CONFIANZA
AMOR MATERNAL
LA GRAN FAMILIA
SENTIMIENTOS OSCUROS
PADRE E HIJO
SER PADRE
SUPERACI?N
SIN SALIDA
MÁS VALIOSO QUE EL ORO, ES EL TIEMPO
SENTIDO DEL DOLOR
ESPERANZA Y FORTALEZA
MERCADO IDEOL?GICO
FE Y DESTINO
FE Y AUTORREALIZACI?N
VERDADERA FELICIDAD
SOLDADO? ¿DE QUI?N?
MOVIDO POR DIOS
UN NUEVO DÍA
¿QUI?N SOY YO?
SER HOMBRE
ENCUENTRO
VUELO DE ÁGUILA
APERTURA
CONVERSI?N
HOMBRE NUEVO
ROMPIENDO LA INERCIA
COHERENCIA CON LA VERDAD
ARRIESGARSE PARA VIVIR
EL PEQUE?O PRÍNCIPE
VOCACI?N
DESCUBRIENDO LA VOCACI?N
MAR DE VIDA
CREADOR DE TODO LO QUE EXISTE
PLENITUD
DISCERNIMIENTO
LA SE?AL
ENCUENTRO Y DESTINO
IR AL CIELO
VIVENCIA
¿QUI?N ES DIOS PARA ENAMORARME DE EL?
COMUNI?N Y COMPROMISO
MORIR Y VIVIR
DEJARSE HACER POR DIOS
SEGURIDAD ESPIRITUAL
INTIMIDAD ESPIRITUAL
DIGNIDAD
EL ENVIADO
EL VERDADERO PASTOR
LA PALOMA MENSAJERA
SINFONÍA ARM?NICA
LA LUZ FINAL
¿FANTASÍA O COMPROMISO? PDF Imprimir Correo electrónico

Image

¿FANTASÍA O COMPROMISO?

Enamorado escribía una tarjeta para su novia y con una flor en la mano, se dirigía caminando por el campo, entre ríos, árboles y montes, dejando grabadas sus huellas en la tierra, como testimonios de un camino hacia el amor.

Soñaba con ella y ella soñaba en él.

Soñaban mutuamente en lo que un día desearon.

Esos ríos canalizados en la misma dirección, se fundían en un mar misterioso de amor.

¿Qué es el amor?

No sé, pero lo siento, ¿Cuánto dura ese sentimiento intensamente?

Tal vez días, meses o años, pero no siempre es igual. ¿Por qué no?

No siempre estoy del mismo humor, ni las circunstancias son las mismas.

Unas veces me fijo en ciertos aspectos y otras veces en otros.

Al principio era lo que yo me imaginaba, tal vez me enamoré de mi fantasía, después comencé a ver la realidad y en momentos sentía soledad, o cierta confusión, pero al abrirme al conocimiento y a la aceptación, pude pisar en tierra firme.

Ya no era mi fantasía, era algo más real, más difícil de alcanzar, pero para mí, implicó un reto más interesante.

Fui descubriendo nuestras diferencias y a veces muy grandes.

Con esas diferencias, no sabía si podía continuar o desertar, fue entonces cuando vi, que la voluntad de amar, era muy importante en nuestra relación

¡Ya no era una fantasía!   ¡Era una realidad!

Ya no era un sentimiento fugaz, era una decisión, un reto, un compromiso de aceptar o no.

¿Hasta dónde me comprometeré con mi novia?

No sé, el tiempo lo dirá.

¿Por qué tiene que decidir el tiempo?

Tal vez a través del tiempo, encuentre los motivos suficientes para continuar o no continuar, antes de dar una decisión para toda la vida.

Era más importante tomar una decisión libremente, que provocar la pasión que me obligara por la circunstancia, a hacer lo que nunca hubiera querido.

Pensamos igual, eso nos identificó y nos ayudó a respetarnos.

Los valores que quisimos vivir, fueron de fidelidad, pureza y unidad en Dios, siempre hablar con la verdad, respetarnos, comprendernos, dándonos mutuamente, cuidando y defendiendo la vida.

Estos valores cimentaban nuestro amor.

Al vivirlos juntos nos identificábamos cada día más y mejor, hasta que decidimos concretar nuestro compromiso para toda la vida.

Sabíamos que como seres humanos somos débiles, ciegos y cometemos errores, por eso pusimos nuestro compromiso, en el que todo lo puede y nos guía hacia la felicidad verdadera, sellando nuestro amor en Dios.

El bendijo nuestro amor y pudimos producir frutos de plena autorrealización, porque siempre quisimos hacer la voluntad de Dios?